domingo, 13 de abril de 2014

a rayas



vivo y escribo mi historia
y no veo la diferencia.
me adelanto capítulos,
tengo un arsenal de finales en borrador,
y, a veces,
me olvido por dónde iba,

por dónde voy.

remolacha rallada

viernes, 1 de noviembre de 2013

ausentes



un puñado de sal se voló
tiembla el vidrio de la ventana que tiembla
el espacio y el tiempo están llenos
no existe el vacío que hace falta
y estoy plagada de ausencias.


estoy, esperando la tormenta
las hojas secas y la mugre se golpean
la sal no sale del salero
y unos dedos tiemblan sobre el vidrio despacio.


está lleno de espacios sin tiempo
y tiempos que hoy no tienen espacio
estoy ausente de algunas personas
y ellas están ausentes de otras.


otras están atormentando otro tiempo
y yo en los segundos que cae la hoja.

remolacha.

viernes, 4 de octubre de 2013

de dos...

Llegaba, piel fuera de la piel. Y la miraba como si en ella estuviera su eternidad.
Estaba dispuesta a cambiar para no cambiarla. Asumir sus imperfecciones de mujer.
A pensar menos en números y dejar nacer más palabras. Aceptar el desconcierto.
Vivir  las noches en vigilia. Descifrar movimientos.
A conocer esos  instantes en que la piel se funde con la piel hasta casi doler. 
Cambiar su impaciencia por arrullos. Cantar lo que un día supo escuchar.
Aprender a crecer. Creer que también se puede renacer.

Nane



martes, 3 de septiembre de 2013

(...)

Fue un paréntesis
nunca me fui
solo estuve siendo  otras cosas
olvidando de sentir tantas otras
En ese paréntesis creí viendo y sin ver
sentí la brisa en las pestañas
di de dar dando
no recordé para intentar
Llené de aire los sentidos
supe terminar para empezar
me acostumbré a estar sin manos
poder ser sin saber 
Cerrado este paréntesis
no quiero volver a otros
sólo ser nube
crear  formas sobre los ojos
Ir hacia donde va el viento
dejar caer la lluvia 
mojar para poder
en algún lugar volver a crecer


                                                                        Betenane

jueves, 29 de agosto de 2013

un lugar


solo quería venir y decir
cuatro cosas al viento

agua
verde
humo
caricia

después invitarte
al retorno eterno

viste que hay un lugar al que siempre volvemos
que no está en ninguna parte.

volvamos a entrar y a perdernos.

cuando nos encontremos y
ya no seamos las mismas
tendremos que volver a inventarnos.

por eso te decía... 


                                                                                                                                      remolacha.

domingo, 29 de julio de 2012

saber mirar



todo se confunde con el cielo.
a veces se ve mejor de lejos.
hay un puente inmenso que nos acompaña.
un recuadro de madera encuadra, escoge, separa.
cada uno elige por dónde mirar.
algunos no miran. o sí, cómo voy yo a saberlo.
quizás ya saben mirar sin mirar.
yo todavía no sé y pierdo tiempo.
hay personas recortando el cielo.
río se ve a unos metros. la vemos por los cuadros.
la veo recortada.
así me gusta río.
por las siluetas recortada. 


                                                                                                              macarena.




martes, 3 de abril de 2012

nos tapan



nos dicen lo que está bien y lo que está mal.
nos muestran cómo vestir, hablar, caminar, comer, coger y cagar.
nos hacen creer en esto y odiar aquello.
nos dejan amar solo algunas cosas.
somos, con su permiso, una mínima parte de lo que podríamos ser.
y cuando un día cualquiera, casi imperceptiblemente, se nos escapa una parte de lo prohibido, nos cazan, nos guardan, nos pisan, nos borran, nos tapan.



remolacha.